Wednesday, February 19, 2020

CPTLN devocional del 19 de febrero de 2020 - Aun cuando lo traicionamos


ALIMENTO DIARIO

Aun cuando lo traicionamos

19 de Febrero de 2020

Porque, cuando les hicimos saber que nuestro Señor Jesucristo vendrá con todo su poder, no lo hicimos siguiendo fábulas artificiosas, sino como quienes han visto su majestad con sus propios ojos. Pues cuando él recibió de Dios Padre la honra y la gloria, desde la magnífica gloria le fue enviada una voz que decía: «Éste es mi Hijo amado, en quien me complazco.» Y nosotros oímos esa voz que venía del cielo, mientras estábamos con él en el monte santo. Además, contamos con la muy confiable palabra profética, a la cual ustedes hacen bien en atender, que es como una antorcha que alumbra en la oscuridad, hasta que aclare el día y el lucero de la mañana salga en el corazón de ustedes. Pero antes que nada deben entender esto: Ninguna profecía de la Escritura es de interpretación privada, porque la profecía nunca estuvo bajo el control de la voluntad humana, sino que los santos hombres de Dios hablaron bajo el control del Espíritu Santo.

¿Estás orgulloso de conocer a alguien en particular? Quizás sea un ejecutivo de negocios de alto nivel, un atleta profesional, un gran músico o un oficial de alto rango en el ejército. O tal vez admiras la manera en que trata a las personas, siendo discreto y capaz de mostrar compasión. Sea lo que sea que ves en ella, esa persona amplía tu visión de la vida y sus posibilidades. En una palabra, tu vida es simplemente mejor por conocerla y, si eres honesto, gracias a ella también eres una persona mejor.

Pedro conoció a alguien así en el Mar de Galilea: el hijo de un carpintero, Jesús de Nazaret.

Mientras compartían experiencias, Pedro debe haber anhelado poder contarle a las personas acerca de la gracia de Dios en Jesús. Lo había visto recorrer el campo consolando a los enfermos y afligidos, alentando a los que tenían pocas esperanzas en este mundo. Pedro estuvo presente en las curaciones y los milagros, y cada vez que Jesús ayudó a quienes ya habían perdido toda esperanza. Y también estaba allí cuando él (Jesús) "recibió de Dios Padre la honra y la gloria, desde la magnífica gloria le fue enviada una voz que decía: «Éste es mi Hijo amado, en quien me complazco.»."

Cómo habrá querido Pedro contarles a los demás todo lo que sabía sobre Jesús, ese amigo que continuamente lo sorprendía, Alguien que entendía al pescador y lo aceptaba con todas sus fallas y defectos, Alguien por quien Pedro dijo con valentía que moriría y a quien con la misma valentía negó unas horas más tarde. ¡Si pudiera recuperar esas palabras!

Pero es por pecados como esos que el Salvador fue a la cruz, llevando la traición de Pedro y la nuestra a la tumba, triunfando sobre ellos tres días después en la victoria de la resurrección.

Jesús, quien conoce la inconstancia de nuestros corazones infieles, hizo eso... y nos ama de todos modos.

ORACIÓN: Padre celestial, mantennos fieles a Jesús hasta el final de nuestras vidas. En su Nombre Amén.

Paul Schreiber

Para reflexionar:
  1. ¿Conoces a alguien excepcional? ¿Qué hace que sea así?
  2. ¿Alguna vez has traicionado a alguien? ¿Cómo se resolvió esa situación?

© Copyright 2020 Cristo Para Todas Las Naciones. Que a través de estos devocionales, la Palabra de Dios te refresque en tu diario caminar.
¿Conoces a alguien excepcional? ¿Qué hace que sea así?

No comments:

Post a Comment