Friday, August 11, 2017

CPTLN Devocional de 11 de Agosto de 2017


Alimento Diario

El día del Señor

11 de Agosto 2017

¡Cuán bueno es alabarte, Señor! Bueno es, Altísimo, cantar salmos a tu nombre, anunciar tu misericordia por la mañana, y tu fidelidad todas las noches.
~ Salmo 92:1-2 (RVC)

Me pregunto: ¿va usted a adorar al Señor en su día, sea mañana o el domingo, o va a encontrar una excusa para hacer algo diferente?

Una vez escuché la historia de un hombre que llegó 20 minutos más tarde de lo que había prometido a jugar al fútbol. Los amigos ya habían empezado a jugar sin esperarlo, pero aún así quisieron saber qué le había pasado. Esta fue su explicación: "Habíamos quedado con mi esposa en que este domingo iba a tirar una moneda para ver si podía venir a jugar al fútbol o si iba a la iglesia. Si sacaba cara, venía a jugar. Si sacaba cruz, iba a la iglesia".

Y luego agregó: "No me van a creer, pero ¡tuve que tirar la moneda 43 veces hasta que saqué cara!"

Indudablemente, hay razones legítimas que nos impiden ir a adorar a Dios con la comunidad de creyentes. Pero ese no es el tema de esta devoción.

El tema de esta devoción es que, demasiado a menudo, las personas buscan -y encuentran- excusas para evitar alabar y adorar a Dios por las muchas bendiciones y la salvación que nos ha dado a través del sacrificio en la cruz de su hijo Jesucristo.

Pero lo cierto es que, el lugar donde está su cuerpo el domingo a la mañana, muestra con mucha claridad dónde está su corazón.

Piense en esto por un momento. ¿Dónde va a estar su cuerpo el próximo día del Señor? ¿En la cama? ¿En la cancha de fútbol? ¿Trabajando en el jardín? ¿O alabando y adorando al Dios que nos da descanso y todos los placeres de la vida?

Es mi oración que usted también diga lo que dijo el salmista: "¡Cuán bueno es alabarte, Señor! Bueno es, Altísimo, cantar salmos a tu nombre, anunciar tu misericordia por la mañana, y tu fidelidad todas las noches..."

... y también los domingos.

ORACIÓN: Querido Señor, te doy gracias por las bendiciones y la salvación que me has dado a través del sacrificio de tu hijo Jesucristo. Te pido que me ayudes para que nunca lo olvide, sino que te alabe con entusiasmo y alegría. En su nombre. Amén.

De una devoción escrita originalmente para "By the Way"

© Copyright 2017 Cristo Para Todas Las Naciones. ¡Utilice estas devociones en sus boletines! Usado con permiso. Todos los derechos reservados por la Int'l LLL.

No comments:

Post a Comment